¿No tienes ninguna cuenta todavía? Empieza aquí.
Contacto y ayuda
Nuestros expertos en seguros están a tu disposición
Lunes a viernes de 9:00 a 21:00, y sábados de 9:00 a 15:00
+34 924 924 050
(tarifa nacional; si llamas desde el extranjero puedes incurrir en gastos adicionales)
También puedes contactarnos por correo electrónico: seguros@check24.es

Seguro contra incendio del coche: ¿Qué queda cubierto?

5' seguro contra incendio del coche
Raquel Herrero
Raquel Herrero
16/01/2024

¿Cuál es la probabilidad real de que tu coche estalle en llamas? La respuesta es: más alto de lo que puedes pensar. Ya sea motivado por un accidente, por avería o por cercanía a otro fuego activo, puedes verte en situación de necesitar que esta cobertura se haga cargo de una reparación. Y, como te puedes imaginar, arreglar un coche calcinado no resulta barato como para pagarlo de tu propio bolsillo. Así que a continuación vemos qué es el seguro contra incendio del coche, qué cubre y te ayudamos a decidir si es esencial para tu próximo seguro.

Como indica su nombre, la cobertura contra incendio del coche cubre los daños que produzca un fuego, tanto cuando el vehículo esté en movimiento como cuando se encuentre estacionado, y no haya un tercero identificado como culpable. Así, el seguro de incendio del coche llegará donde la Responsabilidad Civil no llega, por ejemplo si tú eres culpable del siniestro, o si el fuego se produce por algún motivo diferente a un accidente. Esta garantía suele ser económica para el tomador a la hora de incorporarla al seguro, por lo que resulta interesante frente a la posibilidad de tener que dar un parte por incendio.

Incendio del coche, más habitual de lo que crees

Puedes pensar que eso de un coche incendiado es algo que se ve más en las películas que en la realidad, cuando alguien quiere deshacerse de un vehículo o fingir una desaparición. Sin embargo, que un coche se incendie es algo más probable de lo que podemos imaginar. Solo en el primer semestre de 2019 es incendiaron más de 500 vehículos en España, lo que pone las cosas en perspectiva. 

Al fin y al cabo, partimos de que los coches que funcionan por combustión necesitan que se produzcan pequeñas explosiones controladas en su interior y, de forma normal, pueden llegar a alcanzar temperaturas de más de 100 grados centígrados. ¿Y qué ocurre con los coches eléctricos? Estos también pueden incendiarse si cortocircuitan o tienen algún problema en sus sistemas.

Así, cualquier tipo de vehículo que circula actualmente es susceptible de incendiarse o sufrir una explosión, ya sea tras un accidente o por avería. Además, el fuego puede proceder del interior del vehículo. Un cigarro mal apagado o una botella de cristal caída en un ángulo raro durante un día de sol pueden ser culpables del disgusto de ver tu coche en llamas.

Ante el riesgo, cobertura de incendio del coche

La cobertura de incendio para el coche no es de suscripción obligatoria. En su lugar tú, a la hora de elegir una modalidad de seguro para tu coche u otra, debes considerar si es importante para ti o no. Así, el seguro de incendio está incluido por defecto en los Todo Riesgo con y sin franquicia, por lo que si aseguras tu coche recién comprado con estas modalidades estarás cubierto en este caso. Es en los terceros cuando cabe la duda, ya que el seguro contra incendio del coche es una de las garantías adicionales que se pueden incluir en un Terceros ampliado, pero no la tendrás en un terceros básico.

Cómo funciona el seguro contra incendio del coche

Ya hemos mencionado que el seguro de incendio del coche te cubrirá cuando no haya un tercero identificado como culpable. Entonces, ¿qué supone esto? Principalmente, que esta cobertura te resultará de utilidad si tu coche se prende fuego por un siniestro en el que tú hayas sido culpable. En ese caso, tu cobertura de responsabilidad civil se hará cargo de la reparación del otro implicado, y tu cobertura de incendios arreglará los desperfectos producidos en tu propio coche por el fuego. Además, esta garantía también te cubrirá si el fuego tiene otro motivo diferente a un siniestro, por ejemplo que el incendio de un edificio llegue hasta tu coche aparcado, o porque el fuego proceda del propio vehículo.

Así, en todos estos supuestos tu propio seguro pagará la reparación necesaria tras el fuego. Sin embargo, algunas partes del coche pueden no estar cubiertas por el 100% de su valor, o tener requisitos especiales. Esto supone que, dependiendo de la compañía en la que estés asegurado, las coberturas de los siguientes elementos varíen:

  • Daños en equipajes. En algunos casos, las posesiones que llevaras en el coche en el momento del incendio estarán cubiertas, pero en muchos otros casos no. También puede ser que se les de cobertura, pero solo hasta una cantidad máxima fijada en la póliza.
  • El incendio de ruedas y neumáticos. Lo más probable es que, en el momento del incendio, los neumáticos tuvieran ya cierto desgaste por uso. Por ello lo más habitual es que las aseguradoras consideren la depreciación del neumático, o que incluso los excluyan de la cobertura ante incendios.
  • Partes no fijas y accesorios no declarados. Esta es una exclusión habitual en las coberturas del seguro.
  • Fuegos derivados de actos de terrorismo. Estos quedarán cubiertos por el Consorcio de Compensación de Seguros.

Seguro contra incendio en caso de siniestro total

Otra cosa que te puede pasar es que, tras un incendio, el perito enviado por tu aseguradora determine que tu coche ha quedado siniestro total y no es recuperable. Esto se consideraría pérdida total del vehículo y por ello te corresponde una indemnización. La cuestión es, ¿cuánto te darán?

Ya hemos hablado en otras ocasiones de los conceptos de valor de nuevo y valor venal. En este caso, vuelven a ser muy importantes, ya que en función del que te asignen como indemnización te corresponderá una cantidad u otra. Así, todos sabemos la diferencia entre las indemnizaciones de un Todo riesgo y las de un Tercero, pero también hay grandes diferencias dentro de una misma modalidad de seguro en función de la antigüedad del coche.

Para saber si te pagarán el valor de nuevo, de mercado, o venal por tu coche incendiado debes consultar las condiciones de tu póliza.

Seguro contra incendio del coche: Conclusión

A lo largo de este post hemos visto que la cobertura de incendio es de gran utilidad, ya que llega donde el el seguro de responsabilidad Civil no llega. Sin embargo, y como siempre te recomendamos desde CHECK24, debes revisar la letra pequeña de tu seguro para confirmar que efectivamente estás cubierto en la medida que necesitas.

Y, si quieres cambiar de seguro para tu coche, en CHECK24 puedes filtrar los resultados de tu comparación por coberturas. De esta forma sabrás qué compañías te ofrecen seguro contra incendio para tu coche, y así elegir tu seguro con la tranquilidad de estar protegido ante todo lo que te pueda pasar.