¿No tienes ninguna cuenta todavía? Empieza aquí.
Contacto y ayuda
Nuestros expertos en seguros están a tu disposición
Lunes a viernes de 9:00 a 21:00, y sábados de 9:00 a 15:00
+34 924 924 050
(tarifa nacional; si llamas desde el extranjero puedes incurrir en gastos adicionales)
También puedes contactarnos por correo electrónico: seguros@check24.es

Diferencia entre responsabilidad civil obligatoria y voluntaria

5' diferencia entre responsabilidad civil obligatoria y voluntaria
Olga Fernández
Olga Fernández
16/01/2024

Todos los coches, sin importar cuales sean, deben tener un seguro por ley. Las coberturas mínimas que debe poseer un seguro para que el vehículo pueda circular es, como su propio nombre indica, uno con Responsabilidad Civil Obligatoria. No es importante sólo para evitar una multa, sino también para estar cubierto si se produce algún siniestro donde haya implicado un tercero, ya que así no tendremos que asumir los costes. Sin embargo, lo más común es que el conductor tenga la necesidad de mejorar su seguro. Para ello, existe la responsabilidad civil voluntaria. A continuación, explicaremos las diferencias entre ambas coberturas y su área de actuación. Sigue leyendo para saber la diferencia entre responsabilidad civil obligatoria y voluntaria, qué necesidad cubre cada una y cual debes buscar al contratar tu próximo seguro de coche.

¿Qué es la Responsabilidad Civil Obligatoria en el seguro del coche?

El primer paso para entender la diferencia entre responsabilidad civil obligatoria y voluntaria es entender la definición de cada una de ellas. Así, el seguro con la cobertura de Responsabilidad Civil obligatoria cubre los daños causados a terceros en caso de un siniestro en el cual el conductor asegurado sea el culpable. Como hemos mencionado, es obligatoria para poder circular. Además, te permite evitar una multa y los gastos de un posible accidente.

Esta cobertura tiene unos límites en caso de indemnización dependiendo de los daños que se causen en el posible siniestro:

  • Daños personales y corporales: se refiere a los daños causados a las personas como puede ser el conductor del otro vehículo implicado en el accidente, los pasajeros, los peatones, etc. Esto no incluye al conductor culpable, que en su lugar quedaría cubierto por el seguro de accidentes. La cuantía máxima para cubrir estos daños es de 70 millones de euros por accidente.
  • Daños materiales o sobre los bienes: se refiere a los daños causados por el vehículo asegurado a elementos como viviendas, mobiliario urbano, etc. De esta manera si en el accidente se derriba una farola, por ejemplo, también esta estará cubierta. La cuantía máxima para cubrir estos daños es de 15 millones de euros por accidente. Conviene indicar que los daños causados en bienes familiares con hasta el tercer grado de consanguinidad quedan fuera de la cobertura de la póliza.

Estas cuantías máximas están establecidas por ley según el Real Decreto Legislativo 8/2004 en el artículo 4:

Artículo 4. Ámbito territorial y límites cuantitativos.

(…) 2. Los importes de la cobertura del seguro obligatorio serán:

a) en los daños a las personas, 70 millones de euros por siniestro, cualquiera que sea el número de víctimas.

b) en los daños en los bienes, 15 millones de euros por siniestro. (…)

¿Qué es la Responsabilidad Civil Voluntaria en el seguro del coche?

Por su parte, el seguro de Responsabilidad Civil Voluntaria es una cobertura añadida por las compañías de seguros, en muchas ocasiones incluidas de base en el propio seguro a terceros. Es complementaria a la Responsabilidad Civil Obligatoria, y fue creada con la idea de hacer frente a los posibles siniestros que supongan una cantidad mayor que la que el seguro obligatorio puede cubrir. Es decir, una ampliación de carácter económico.

Al igual que ocurre con la Obligatoria, la indemnización de la Responsabilidad Civil Voluntaria no es ilimitada. Hasta el año 2008, esta cobertura tenía gran importancia, ya que los límites que establecía la ley para el seguro obligatorio era muy inferiores a las cifras que se ofrecen actualmente:

  • Daños personales y corporales: hasta 350.000€ por persona.
  • Daños materiales o sobre los bienes: hasta 100.000€ por siniestro.

Después de esa fecha, la ley se modificó con las cantidades que conocemos hoy día. Así, en la actualidad, el capital que se asegura con esta cobertura es de 50 millones de euros por siniestro, tanto para los daños materiales como los personales.  Además de esto, hay otros conceptos por los que esta responsabilidad civil es importante, ya que tiene otros ámbitos de actuación:

  • Daños ocasionados a terceros al remolcar un vehículo: Los daños que se puedan producir mientras una grúa remolca el vehículo.
  • Daños ocasionados a terceros por objetos desprendidos: Cobertura para daños ocasionados a terceros por objetos que se puedan desprender del vehículo asegurado en movimiento.
  • Daños ocasionados a terceros por hijos menores del conductor principal: Es decir, por cosas que puedan hacer los hijos menores del conductor principal. Recuerda que va contra la ley que un menor de edad conduzca un vehículo, por lo que esa situación nunca estará cubierta.
  • Daños ocasionados por pasajeros: Cobertura para daños ocasionados a terceros por pasajeros que viajen en el vehículo asegurado.

¿Qué diferencias hay entre la responsabilidad civil obligatoria y la voluntaria?

La primera diferencia entre responsabilidad civil obligatoria y voluntaria es la obligación de la contratación: la responsabilidad civil voluntaria es, como su propio nombre indica, una garantía voluntaria que puede incluirse en la póliza, o no. Sin embargo, el seguro de responsabilidad civil obligatoria es imprescindible para poder circular.

Otra diferencia que nos encontramos es que el seguro de responsabilidad civil obligatoria no cubre los daños que sean causados por un coche que esté bajo la conducción de otra persona que no sea el propietario del coche y titular del seguro.

Por ejemplo, si el hijo del titular cogiera el vehículo y tuviera un accidente, la aseguradora no se haría responsable de los daños causados, a no ser que tuviera contratada la Responsabilidad Civil Voluntaria. De esta manera, se amplía la capacidad de esta garantía.

Tampoco quedarían cubiertos, en caso de que no tuviéramos contratada esta cobertura de Responsabilidad Civil Voluntaria, los daños que causemos al remolcar un vehículo, lo cual puede suponer un alto coste en caso de accidente.

La Responsabilidad Civil Obligatoria está incluida en todas las modalidades de seguro, mientras que la voluntaria no tiene por qué estar añadida, pero suele ser habitual.

Por último, las cantidades establecidas son distintas. Como hemos podido comprobar, la cobertura de la Responsabilidad Civil Obligatoria es mayor en cuestiones económicas que la Responsabilidad Civil Voluntaria.

¿Cuál es el mejor seguro con ambos tipos de Responsabilidad Civil?

Tanto si consideras que la cobertura de responsabilidad civil es suficiente para asegurar tu coche, como si quieres considerar otra modalidad de seguro o alguna cobertura adicional como es la responsabilidad civil voluntaria, el comparador de seguros de coche de CHECK24 es la herramienta perfecta.

Comparar seguros es la manera más cómoda, rápida y barata de encontrar el seguro que más se adapte a tus necesidades. A través del comparador de CHECK24 podrás realizar toda esta gestión de forma fácil y cómoda. Aprovecha y revisa el precio de la póliza de tu coche y, ¡empieza a ahorrar!