¿No tienes ninguna cuenta todavía? Empieza aquí.
Ayuda y contacto
Nuestros expertos en seguros están a tu disposición
lunes a viernes de 09:00 a 21:00, sábados de 09:00 a 18:00 y domingos de 09:00 a 15:00
+34 924 924 050
(tarifa nacional; si llamas desde el extranjero puedes incurrir en gastos adicionales)
También puedes contactarnos por correo electrónico: seguros@check24.es

Bonificación del seguro de coche: qué es y cuándo se pierde

6'
Fecha de publicación: 10/11/2021
Fecha de revisión: 18/04/2024

La bonificación del seguro de coche es uno de los servicios adicionales que ofrecen las compañías aseguradoras, que más puede interesar a los clientes que mantengan un historial de conducción sin incidentes. 

Como todos sabemos, si tienes mal historial de siniestros, el precio del seguro del coche sube. Ahora bien, la bonificación del seguro de coche funciona más o menos al revés. 

Vamos a hablar sobre

¿Qué es la bonificación del seguro de coche?

La bonificación del seguro de coche consiste en una reducción del precio del seguro, como compensación por mantener el historial de siniestros a cero. 

Es decir, que puedes ver qué es la bonificación en un seguro de coche como una forma de premiar a los buenos conductores, con una mejora sobre el precio base de su seguro. 

¿Por qué se aplican bonificaciones?

La bonificación del seguro es un sistema de fidelización de clientes. Dicho de otra forma, las bonificaciones son un sistema para premiar a los clientes con una menor siniestralidad. Estos clientes son los que menos accidentes tienen y, por tanto, los que menos gastos generan a las aseguradoras. De ahí que las distintas compañías estén interesadas en conservarlos y, además, puedan permitirse adaptar los precios para ellos. 

También existen las bonificaciones negativas, que consisten en recargos sobre el precio del seguro del coche para los peores conductores. Estas tarificaciones más altas tienen la función de castigar a los malos conductores, animándoles a reducir su tasa de siniestralidad o incluso, a marcharse a otra compañía. 

¿Cómo saber si tengo derecho a la bonificación del seguro de coche?

El problema con este concepto se encuentra en cómo saber la bonificación del seguro de coche que podemos aprovechar, porque no es una información estándar. Cada aseguradora se basa en unas condiciones concretas para aplicar distintos tramos de porcentajes. Y tampoco está establecido desde qué momento empieza a contar para dicha reducción en el precio. Es decir, que no hay una norma estricta sobre cómo funciona. 

Por tanto, algunas compañías empiezan a aplicar bonificaciones desde el primer año sin dar ningún siniestro, mientras que en otras debes esperar varios años para que te mejoren el precio. 

A la hora de saber qué bonificaciones tienes y cómo van a afectar a tu precio, deberás consultar con tu aseguradora cómo lo gestionan exactamente. 

Por este motivo en CHECK24 te contamos qué bonificaciones ofrece cada compañía de seguros de coche, y cómo puedes acogerte a cada uno de los descuentos.

Bonificaciones seguro de coche por compañía

La bonificación del seguro de coche representa un incentivo muy atractivo para los buenos conductores que desean ver premiada su óptima conducción con una rebaja en el precio del seguro de coche. 

En ocasiones se aplican metodologías generales muy conocidas como el Sistema Bonus Malus pero en muchos casos, se trata de directrices propias de cada compañía, por lo que puede ser un factor a tener en cuenta a la hora de escoger una aseguradora o valorar si mantenerse en ella tras cierto tiempo. 

Bonificaciones MAPFRE

MAPFRE hace referencia al Sistema Bonus Malus para la aplicación de la bonificación del seguro de coche. 

La compañía indica que el tope máximo del descuento puede alcanzar un 60%, que no se verá reducido siempre y cuando el coste del parte no supere el límite establecido. 

Es más, si tenías una bonificación de seguro de coche con otra aseguradora, al cambiarte a MAPFRE, la respetarán. 

Bonificaciones AXA

La aseguradora AXA se basa en los datos del fichero sectorial SINCO para identificar el historial de siniestros de cada abonado. Para los buenos conductores, se garantizan bonificaciones y un precio justo. 

El mantenimiento de la bonificación será posible siempre que se lleve 3 años con la compañía, y que se haya alcanzado el máximo de bonificación disponible. 

Además, servicios como reparar o reponer las lunas del vehículo no afectan al mantenimiento de la bonificación. 

Bonificaciones Pelayo

La aseguradora Pelayo no establece públicamente sus condiciones para la bonificación de un seguro de coche, pero sí que afirma que es posible disfrutar con este servicio de hasta un 60% en la póliza

Además, la aseguradora informa que la bonificación no sufre una reducción por siniestros cuya responsabilidad recaiga en terceras partes. 

Bonificaciones Línea Directa

Línea Directa premia a los buenos conductores con bonificaciones que pueden llegar al 55% respecto al importe real. Además, también se premia a los conductores sin siniestros cada año con un 10%

Si se llega a Línea Directa desde otra compañía, la aseguradora afirma adaptar los descuentos adquiridos previamente por baja siniestralidad.  Y si un coche es de adquisición reciente, tanto si es nuevo como de segunda mano, se adaptarán las bonificaciones de la póliza que ese cliente tenía con su coche anterior. 

A todo ello, la compañía añade la ventaja de que un siniestro del que no se tenga culpa, así como la reparación de lunas, no van a condicionar la permanencia de la bonificación

Bonificaciones Mutua Madrileña

Mutua Madrileña mantiene la bonificación para los clientes que la hayan obtenido, incluso con hasta 3 partes de siniestro presentados al año. Eso sí, es un servicio solo disponible para abonados a la póliza de Todo Riesgo

¿Cómo se calculan las bonificaciones del seguro?

Las bonificaciones se calculan en base a los datos guardados en una base de datos compartida llamada fichero SINCO, en la que se registran todos los partes de accidentes de tráfico recibidos por las aseguradoras. Ese fichero es gestionado por un servicio estadístico llamado TIREA (Tecnologías de la Información y Redes para las Entidades Aseguradoras). Es accesible para todas las aseguradoras asociadas y permite que las compañías sepan la tasa de siniestralidad de los clientes potenciales

Es por eso que, cuando contratas un seguro te solicitan datos como tu DNI o la matrícula de tu vehículo. Con estos datos las aseguradoras pueden acceder a tu historial de siniestralidad, y saber si eres un cliente de riesgo. 

Pero es importante saber que los datos que se solicitan son siempre los del tomador de la póliza, no los del vehículo. Es decir, si el tomador de la póliza ha tenido accidentes en los últimos años, se va a tener en cuenta tanto si los ha tenido con el vehículo asegurado o con otro. Esto también quiere decir que, como las bonificaciones no se basan en el vehículo, se mantienen aunque cambies de coche. 

¿Cuándo se pierde la bonificación del seguro de coche? ¡Atento a las penalizaciones! 

Como es lógico, al presentar partes de siniestros con responsabilidad propia es cuando se pierde la bonificación del seguro de coche. 

Las diferencias entre aseguradoras se basan en que algunas aplican una pérdida total de esa bonificación, otras lo calculan por niveles, que van en aumento o en detrimento, mientras que también hay compañías que reducen porcentajes de la bonificación. 

Obviamente, si se mantiene a partir de entonces una trayectoria sin partes ni incidentes, es posible recuperar de nuevo la bonificación del seguro de coche. 

Ahora bien, es importante tener en cuenta que si el seguro de coche se suspende por cualquier razón, aunque sea de forma temporal, no habrá medio alguno para valorar la conducción del abonado y, por tanto, es una razón de peso para perder totalmente el bonus obtenido. 

Recomendaciones de CHECK24 para no perder la bonificación del seguro de coche 

Desde CHECK24 te ofrecemos algunas recomendaciones con las que intentar no perder la bonificación del seguro de coche: 

No superar el número de partes al año que admite la aseguradora. 
Comprobar si ciertas coberturas influyen en la bonificación, como la reparación de lunas. 
Comprobar si al cambiar de aseguradora se mantiene la bonificación. 
Comprobar si al cambiar de coche se mantiene la bonificación. 
Mantener siempre una conducción prudente, no solo por la bonificación, sino también por tu seguridad.